Ir a FORMULATV

'We are who we are' termina sin profundizar en nada

Sábado 7 de Noviembre de 2020 20:23
 

La primera temporada de 'We are who we are' ha concluido en HBO. Hasta ahora se ha hablado de ella como una miniserie (o película de 8 horas para su director, Luca Guadagnino), por lo que no parece que haya intención de alargar la historia de Fraser y Caitlin/Harper. Personalmente, no voy a echar de menos la continuación de la serie, lo que al principio parecía una forma original de relatar una historia fuera de lo común, en los últimos episodios se me ha hecho todo cuesta arriba, una pesadez.

Guadagnino ha apostado por la fotografía y la preciosa ambientación de la miniserie, y en eso ha acertado de pleno. Por ejemplo, del último capítulo solo merece la pena el paseo por Bolonia, que además en pleno confinamiento perimetral se agradece visitar cualquier lugar más allá de donde uno vive. La mitad del capítulo se lo pasan en una discoteca de la ciudad italiana, con canciones interminables, luces incansables y unos protagonistas que pasan inadvertidos entre tanto jolgorio y sinsentido.

'We are who we are' termina sin profundizar en nada

Todo es anodino

'We are who we are' contaba con todo a su favor para convencerme, o eso creía tras conocer su premisa y estar dirigido por el propio director de "Call me by your name". La presentación de Fraser no fue muy afortunada, pero a medida que avanza la serie su personaje todavía se desdibuja más, parece un folio en blanco. Su relación con Jonathan, el militar que tiene novia, es tan tirante como poco creíble.

Me apena también no haberme creído en absoluto a Caitlin y su evolución hacia Harper. En el segundo capítulo mis esperanzas se centraron en esa chica callada de pelo imposible. Y nada. Me terminó decepcionando tanto su evolución como la de su amigo. A pesar de todo, lo más conmovedor de 'We are who we are' ha sido precisamente la amistad de los protagonistas.

'We are who we are' termina sin profundizar en nada

No hay mucho que encontrar en la serie más allá de estos dos personajes. Unos amigos que se pasan la vida de fiesta en fiesta, sin aportar nada especial al relato, con un momento dramático que debería funcionar como detonador, pero no lo fue tanto. Esa muerte inesperada que tiene cabida en el penúltimo capítulo está desaprovechada, y no sería por falta de tiempo, ya que la duración del episodio pasa de los 70 minutos. Las madres de Fraser logran brillar algo en este funeral, cada una con sus problemas y presiones, cada vez más distanciadas.

A pesar de lo poco que me ha gustado 'We are who we are', Jack Dylan Grazer (Fraser) ha demostrado que podemos estar ante una estrella del futuro más próximo. A su corta edad se ha atrevido con un papel complejo, después de su paso por "It", en el que también destacó, ahora lo ha hecho en la pequeña pantalla con un protagónico que ha lucido de maravilla. Tanto él como Jordan Kristine Seamón (Harper) brillan en el deslucido proyecto de HBO.

Dale al Stop en Twitter

Comentarios

Necesitas ser usuario registrado de FormulaTV.com para comentar en este blog. Conéctate o haz clic aquí para registrarte

Sobre este blog...

Si quieres conocer un nuevo punto de vista sobre las series o películas actuales y del pasado este es el blog que buscas. Desde 'Dale al Stop' se analizarán diferentes capítulos, series o personajes. Nada será indiferente
Creado por
Categorías
Archivo
logo noxvo  Comunidad de blogs de televisión FormulaTV | Aviso Legal | Publicidad