Ir a FORMULATV

Gran Hermano 12: Una casa futurista

Jueves 11 de Septiembre de 2014 09:09
 

Gran Hermano 12 se estrenó el 17 de octubre del año 2010. Será en esta edición donde los seleccionados convivan en la casa más grande de toda la historia del formato en nuestro país. 1.000 metros cuadrados que fueron divididos en diversas estancias repletas de los mejores avances tecnológicos. Como dato técnico, debemos recordar que para que el gran hermano pudiera captar absolutamente todos los movimientos de sus concursantes, el equipo del concurso tuvo que rediseñar la cruz de cámaras adaptándola a la nueva casa. También es destacable el plató de esta edición, donde destacan estructuras modernas con toques ''retro'' sugiriendo a la audiencia constantes viajes entre pasado y futuro.

Gran Hermano 12: Una casa futurista

En esta edición de Gran Hermano concursó una pareja. Chari y Rubén entran en el concurso juntos, aunque se separan en la primera gala, entrando cada uno de ellos por puertas distintas que conducen a dos casas diferentes. Una futurista y otra más clásica pero con colores muy vivos. Recordar que Chari se enteró de su condición de concursante el mismo día del estreno, ya que en un principio, aunque también se presentó al casting, tanto ella como Rubén creían que solo este ultimo había sido seleccionado por el equipo de casting. Ambos son los primeros en llegar a Guadalix y en habitar las dos instancias que dieron vida a esta edición de Gran Hermano. La primera semana no se pareció en absoluto a la que vivieron los anteriores participantes de anteriores ediciones, ya que Rubén convivió con todas las mujeres seleccionadas y Chari con los hombres durante siete días. Surge aquí la primera trama del concurso, cuando Chari protagoniza unos polémicos vídeos donde coquetea con dos de los habitantes de la casa, Julio El feroz y con Óscar. Desde el principio, Julio, Óscar y Yago formaron un tándem explosivo que destacó por una espontaneidad políticamente incorrecta. Al otro lado, Rubén conocía a sus compañeras.

Gran Hermano 12: Una casa futurista

Tras la primera expulsión protagonizada por Óscar, el siguiente concursante más votado por la audiencia, pasa a convivir a la otra casa. Mecánica que duró durante la primera etapa del concurso. Es entonces cuando Julio El feroz entabla una fuerte amistad con Lydia, pero finalmente termina iniciando una relación amorosa con Flor. Ambos fueron expulsados por la organización del concurso ya que sus conversaciones estuvieron basadas en todo momento en la rentabilización económica de la experiencia, sobrepasando el límite establecido en el contrato que firman los concursantes. Tras las primeras expulsiones y en consecuencia, mudanza de los segundos más votados por el público, empiezan a surgir curiosas relaciones, formadas por Marta y Joaquín y también por Laura y Marcelo. La primera no dio mucho de sí por la temprana eliminación del andaluz. Los comienzos de Laura y Marcelo no fueron nada fáciles, ya que que el carácter de la madrileña tampoco ayudó a ello, y es que la ganadora de GH12 no se cortó un pelo y gritó lo insaciable demostrando una educación algo cuestionable. A punto estuvo de salir expulsada en su nominación con Joaquín, pero al final la audiencia expulsó a este último y Laura pasó a convivir a la otra cosa, en la que duró escasamente pocos minutos ya que los habitantes tenían que elegir cual de ellos se mudaba a la casa futurista, y como cabía esperar, eligieron a Laura por ser la que acababa de aterrizar. Es en ese momento, en el que Laura regresa de nuevo a la casa futurista, cuando empieza definitivamente una relación con Marcelo que fue defendida por miles de seguidores.

En la casa de al lado, se empiezan a formar las primeras alianzas, protagonizadas por Terry, Jhota y Patricia, concursantes que demostraron una lealtad admirable.

Pero llegó la unificación y todos los concursantes se mudaron a la casa futurista. Empezó aquí la competición para llegar hasta el final, pero también surgen los problemas entre Rubén y Chari, al confesarle esta última sus coqueteos con Julio durante la primera semana de convivencia.

Gran Hermano 12: Una casa futurista

Las peleas no tardaron en llegar, formándose dos grupos claramente diferenciados. Por un lado, el liderado por Jhota, y el otro por Yago. Al primero se unen Patricia, Terry, Lydia Laura y Marcelo y al segundo Chari, Marta y Rubén. Dámaso y Catha juegan por libre. La audiencia decidió apoyar al grupo de Jhota, expulsando a Yago, a Rubén y a Chari, sin embargo, Marta sobrevive contra corriente a las siguientes expulsiones. Pero pronto se rompe el grupo de Jhota por una discusión de este con Laura por un desacuerdo en la convivencia. Tras esta pelea, Laura y Terry son sancionadas por una pelea que a punto estuvo de llegar a las manos, en el que algunos vimos que Laura, esa que dejo a su novio a través del confesionario, con un Samu, es lo que hay, no era ni tan auténtica ni tan sincera como sus seguidores vendían. Con una maldad evidente, la de Parla le gritó a su amiga sin parar, llamándole fea, un insulto que le dolió bastante a la canaria, siendo Laura consciente de que era ésta palabra, la más apropiada para dañar a una persona que sufre por su imagen y que tan mal lo pasó en su pasado por esta cuestión. Pero Laura vuelve a salvarse de la expulsión, saliendo Jhota, íntimo amigo de Terry. Una semana más tarde, al ir avanzando la convivencia , la relación entre Marcelo y la madrileña baila entre peleas y fogosas reconciliaciones en el baño, porque, ¿para que lo iban a hacer en la cama teniendo el baño que compartían con el resto de sus compañeros?, muy finos ellos. En el siguiente vídeo puedes ver la reacción de Terry y de su grupo tras la fuerte discusión en la que Laura le llamó fea. También entenderéis el título de este post.

Pero no me olvido de la repesca, en la que Yago y Rubén recibieron una nueva oportunidad, aliándose con la pareja conocedores del apoyo popular de la que gozan en el exterior. Pero Rubén no duró mucho, y Yago, algunas diferencias con su amigo Marcelo, decide aliarse con Terry y Lydia. Una pena que los espectadores expulsasen a la canaria en una nominación compartida con Marcelo, concursante que insultó duramente a su rival llamándole lindezas como ''Jibia, calamar'', y que no dudo en amenazarla con un fea, no te toco ni con un palo. Os dejo el vídeo.

Pasaron las semanas y la parejita se fue ventilando al resto de concursantes, expulsados por la audiencia, llegando los dos a la final junto a Yago. Un día antes de la gran final, Marcelo y Laura mantienen una fuerte discusión y dan varios golpes al mobiliario de la casa, incluso Mercedes Mila anuncia les comunicó a ambos en una conexión con la casa su disgusto por tal acontecimiento. En tercer lugar quedó Marcelo, con el segundo puesto se tuvo que conformar Yago, y Laura ganó gracias a esas fieles carpeteras que la apoyaron incondicionalmente. Mi opinión personal, es que nos encontramos con la peor ganadora de Gran Hermano y también con el peor tercer finalista. Ambos demostraron una mala educación detestable y una deslealtad para los que habían sido sus compañeros que dejó mucho que desear. No diré que fue una mala edición porque disfruté de lo lindo con Jhota y sus nenas, y también con Dámaso, pero fue bastante difícil ver como salían expulsados mientras, bajo mi punto de vista, dos chonis, bastante mediocres se alzaban con el triunfo.

Información relacionada

Programas

Gran Hermano

 

Comentarios

Necesitas ser usuario registrado de FormulaTV.com para comentar en este blog. Conéctate o haz clic aquí para registrarte

logo noxvo  Comunidad de blogs de televisión FormulaTV | Aviso Legal | Publicidad