Ir a FORMULATV

'Supervivientes 2016': tercer año consecutivo sin innovar

Miércoles 13 de Julio de 2016 12:45
 

En la actualidad, 'Supervivientes' es el reality show que mejor funciona en Telecinco. Al menos las audiencias hablan por sí solas, superando a 'Gran Hermano' o cualquier otro espacio similar. Tal vez esa sea la razón por la que Mediaset no quiere hacer cambios en la mecánica del concurso, aunque a mi parecer pide una vuelta de tuerca a gritos.

Desde la gala inaugural hasta la final sigue el mismo patrón año tras año, incluso los votos de la audiencia son idénticos, haciendo ganador a un nobody por tercer año consecutivo. Antes al menos los "famosos" jugaban con anónimos, y de este modo había alguna excusa para que ganara una persona desconocida para el gran público, pero la victoria de Abraham, Christopher y Jorge suena más a descarte que otra cosa. Parece ser que la gente vota desde la rabia, o para impedir que gane Nacho Vidal, o este año Yola Berrocal. Y de esta forma se hace con el triunfo una persona que no ha dado un mísero vídeo interesante.

'Supervivientes 2016': tercer año consecutivo sin innovar

Si el objetivo es que gane el mejor superviviente, entonces deberían replantearse de nuevo la mecánica y volver a los inicios. Es decir, que el público no tenga ni voz ni voto y sean las pruebas las que decidan los nominados, y los propios concursantes en una asamblea elijan al expulsado de turno. Así lo hacían en las dos primeras ediciones de Telecinco, en las que todos eran anónimos y no había plató para alargar las galas hasta las dos de la madrugada con cebos repetitivos y comentarios del presentador pasados de rosca.

'Supervivientes' ha perdido magia, o quizás me esté haciendo viejo y piense aquello de "cualquier tiempo pasado fue mejor". Miedo me da en lo que se terminará convirtiendo 'Gran Hermano' este año, pero la mutación del formato no sería del todo culpa de Jorge Javier, porque lleva un par de ediciones convirtiéndose en una especie de 'Sálvame', al que solo le faltaba el presentador por excelencia.

Volviendo a 'Supervivientes', finalmente Mila Ximénez no ha llegado tan lejos, sobre todo si tenemos en cuenta que contaba con el apoyo de todo un canal durante cuatro horas al día. Yola puede darse por satisfecha, ha hecho un bueno concurso, dándolo todo en el reality sin pedir que la echen, como sí han hecho constantemente otros que han sido vitoreados por el propio presentador. Hablo de Mila y Suso, que han tenido una actitud deplorable, y la dirección del programa no ha hecho nada para evitar la situación, excepto echar más leña al fuego encerrando a Yola en dos metros cuadrados o premiando a los supuestos acosadores con gracietas del presentador. Dos personas que han estado echando pestes del concurso y queriendo irse en innumerables ocasiones han llegado a la final. Totalmente injusto.

'Supervivientes 2016': tercer año consecutivo sin innovar

Este año no ha habido palafito como tal, pero los expulsados iban cayendo en otra isla remota, y más tarde en la denominada casa del árbol. Me niego a pensar que los concursantes son tan inútiles como para no darse cuenta de que el reality no termina cuando la audiencia les echa de la palapa. Llevan haciendo lo mismo unos diez años, y lo venden como si fuera una sorpresa. Respecto a las segundas oportunidades, me parece bien que se den, tal vez a los que se gastan el dinero para expulsar en la primera criba no les haga tanta gracia, lo que no veo bien es que se decida el nombre del expulsado definitivo, o también del ganador en este caso, a la una de la madrugada. Contando los votos de las cuatro personas que están despiertas, familiares y amigos de los afectados en su mayoría, así que de votación popular tiene poco.

Reconozco que cada año sigo menos este tipo de galas. Antes devoraba los realities de principio a fin, pero ahora estoy desencantado con lo que están haciendo con el formato, principalmente en Telecinco, que siempre ha sido líder en este terreno, sabiendo manejar la situación mejor que cualquier otro canal, lo reconozco. No cabe duda que tienen el éxito garantizado, y les funciona a la perfección convertir todo lo que tocan en una extensión de 'Sálvame', así que como empresa lo está haciendo genial, pero a mí como espectador ya no me gusta. Han dejado sin esencia a los reality show estrella de la cadena, todos los programas ahora cumplen con el mismo perfil, incluso con el mismo conductor. Mención especial a Lara Álvarez y el optimismo que desprende, no me gusta al principio, el año pasado, pero consigue transmitir energía y dedicación.

'Supervivientes 2016': tercer año consecutivo sin innovar

'Supervivientes' ya no me emociona. Las pruebas se repiten cada año, desde la apnea hasta la lucha en el barro; los vídeos de peleas son cada vez más forzados con cámaras mediante; y las entrevistas no crean ninguna expectación. El descanso de tres años le vino muy bien al formato en 2011, quizás sea hora de dar un respiro a 'Supervivientes', o sino volver a los orígenes, con anónimos en una edición editada. Aunque siempre podrían guardar el original para Cuatro, y que hagan este tipo de experimentos esperpénticos en Telecinco. Así todos contentos.

Dale al Stop en Twitter

Información relacionada

Programas

Supervivientes

 

Comentarios

Necesitas ser usuario registrado de FormulaTV.com para comentar en este blog. Conéctate o haz clic aquí para registrarte

Sobre este blog...

Si quieres conocer un nuevo punto de vista sobre las series o películas actuales y del pasado este es el blog que buscas. Desde 'Dale al Stop' se analizarán diferentes capítulos, series o personajes. Nada será indiferente
Creado por
Categorías
Archivo
logo noxvo  Comunidad de blogs de televisión FormulaTV | Aviso Legal | Publicidad